Conozca más sobre el Seat 128
 
Conozca más sobre el Seat 1200
 
Manual de uso y entretenimiento
 
Fotos históricas originales del desarrollo del bocanegra
 
Presencia del bocanegra en el stand de SEAT de la Techno Classica de Essen (Alemania)
 
Seat 1200 Sport
El Seat 1200 Sport es un modelo de automóvil ciertamente bastante peculiar y singular dentro del conjunto de coches fabricados en nuestro país. El hecho de ser un modelo no producido como copia bajo licencia de otra marca lo hacen francamente interesante y atractivo desde el punto de vista de los coleccionistas y amantes de los automóviles clásicos de producción popular.

Nuestro coche, si bien fue comercializado desde la marca SEAT, fue en realidad allí meramente ensamblado mecánicamente ya que la fabricación de su carrocería/monocasco se realizaba en la factoría de INDUCAR, sita en la localidad de Terrassa, casa desde donde se hizo asimismo el diseño de sus formas, y desde donde se remitían los carrocerías 'en blanco' a la factoría SEAT en la Zona Franca barcelonesa, donde eran pintadas e introducidas en sus líneas de producción para ser equipadas con sus órganos motrices y equipamiento.

Al hablar del SEAT 1200 Sport debemos hacer mención a dos personajes que resultaron fundamentales en el diseño y desarrollo del mismo: Aldo Sessano y Antoni Amat. El primero de ellos es el responsable de toda la parte estilística de nuestro coche, tanto en lo que se refiere a línea de carrocería como a interiores, salpicadero e instrumentación, así como guarnecidos. Antoni Amat, por su parte, fue quien realizó toda la parte de ingeniería para traducir en tres dimensiones las líneas propuestas por Sessano, elaborando toda la estructura de carrocería para dar forma al SEAT 1200 Sport.

Para hablar de la creación del 'bocanegra' (como popularmente se le denominó desde los comienzos de su puesta en el mercado) es necesario remontarnos a principios de los años setenta cuando, desde INDUCAR, Antoni Amat comenzó a idear el producto de manufactura para dar continuidad a la fábrica. En ese momento el cese de comercialización del 850 cuatro puertas, que también se realizaba en la factoría Egarense, estaba a la vuelta de la esquina por lo que la creación de un pequeño automóvil de sport basado en una mecánica sencilla, de tamaño compacto, y apto para un uso diario racional se tomó como objetivo de manufactura.

Como base se eligió el SEAT 127 dadas sus características de tracción delantera y tamaño compacto. Bajo este bastidor, y tras un contacto en el Salón de Turín con Aldo Sessano, se comenzaron a elaborar bocetos sobre lo que sería el futuro 'Seat 127 Coupé'. Con el tiempo se evolucionó hacia un modelo tal y como es el 1200 Sport que todos conocemos; el proyecto se presentó oficialmente a SEAT por medio de Günter Óistrach y tras un período de decisión se dio luz verde al proyecto liderado por Antoni Amat.

El SEAT 1200 Sport se presentó oficialmente a la prensa en diciembre de 1975, comercializándose a partir del mes de febrero del año siguiente. Estuvo en producción hasta Septiembre de 1979, fabricándose un total de 19.341 unidades. De ellas 5.122 fueron exportadas fuera de nuestras fronteras.

La planta motriz que emplearon los 'bocanegra' fue en principio el conocido motor del 124 adaptado de una manera no excesivamente ortodoxa a trabajar en posición transversal con una inclinación de 16º hacia delante para salvar la inclinación del capot. La transmisión también se adaptó de una forma un tanto descuidada a partir de la caja de cambios del 127, sobredimensionando algunos elementos para soportar el aumento de par motor que debía gestionar en el nuevo modelo. Estos elementos, así como una carburación también mediocre, daban multitud de problemas de fiabilidad y buen rendimiento. A partir de 1977, y en conjunción con la puesta en nuestro mercado del SEAT 128 3p, se pudo trasplantar el grupo motopropulsor de éste último, más racional y robusto, a los nuevos modelos de bocanegra. De esta manera, además, el elástico y fiable motor de 1.438 cc fue ofertado dentro de nuestro modelo, desdoblándose entonces los Sport fabricados en ambas motorizaciones. Los nuevos Sport 1430 ganaban entonces en prestaciones, facilidad de conducción y fiabilidad. Las unidades con motor 1200 también se beneficiaron de estos nuevos elementos, si bien se produjeron en muy escaso número. El cambio de fabricación se produjo en el bastidor HC-008849, si bien desde el Club hemos podido establecer algunas unidades que muestran incongruencia o contradicción entre esta realidad (documentada desde la propia SEAT).

En la actualidad, los Sport 1200 y 1430 siguen dando una imagen impactante y agresiva, siendo unos automóviles llamativos por naturaleza allá donde circulen y que siguen haciendo volver las cabezas... como desde hace casi 30 años.